¿QUÉ HACER PARA PROGRAMAR –MANUALMENTE- UN RADIO TK-760G?

Por: Ing. Luis Javier Quiñones Guevara (CM6KVA).

Los radios KENWOOD para VHF en su mayoría pueden ser programados manualmente. Esta posibilidad unida a su construcción robusta, les convierten en uno de los favoritos para su utilización por los radioaficionados cubanos. Sin embargo, no en todos los casos, los diferentes modelos de este tipo de radio pueden ser programados manualmente, es decir, sin necesidad de conectarse a una computadora a través de un dispositivo de interface. Tal es el caso del TK-760G, uno de los más versátiles y utilizados dentro de la amplia gama de equipos de esta marca.

Ahora bien, el ingenio y la voluntad de los radioaficionados experimentadores ha posibilitado que los equipos Kenwood de la serie “G” puedan ser favorecidos con la incorporación de una atractiva función: “su programación manual”. Precisamente a través de este artículo hablaremos específicamente de las modificaciones de hardware y de software que deben realizarse para lograr este objetivo.

La función Self Program que permite la programación manual es habilitada por dos condiciones: la ausencia de un diodo a manera de jumper en la placa del microcontrolador y la activación de dicha función al programar el equipo a través de la PC. Si no se cumplen las dos condiciones no se podrá programar manualmente el radio.

¿Cuáles son los pasos que deben seguirse para lograr incorporar la función de programación manual en un radio TK 760-G?

Personalmente prefiero chequear primero la programación en la PC para evitar desarmar innecesariamente el equipo, en caso de que ya se le haya retirado el diodo. Para la programación por computadora se utiliza el Software KPG-56D y una interfaz de programación para KENWOOD. En el menú Edit/Optional Features/Optional Features2 marcar el cuadro de chequeo Self Programming como muestra la figura 1.

Figura 1 (Medium)

Figura 1

 

Para probar si ya podemos entrar al modo de programación manual encendemos el radio manteniendo presionada la tecla A, si muestra en la pantalla la palabra SELF indica que tuvimos éxito. En caso contrario pasamos al segundo paso, retirar el diodo D507 en la placa frontal del equipo como indica la figura 2.

Figura 2

Figura 2

Para acceder a la placa hay que retirar primero las tapas metálicas superior e inferior del radio, luego con mucho cuidado levantar las pestañas plásticas que sujetan el frente al chasis, dos en la parte superior y dos en la inferior para liberarlo. Ya con la placa al descubierto retirar los dos tornillos para poder acceder a la parte trasera donde está el diodo. Con un soldador de punta fina retirar el diodo, basta con suministrar calor en una sola de las conexiones durante unos segundos para que el estaño se funda en ambas y se pueda retirar el diminuto componente fácilmente. Cuidado con los demás componentes cercanos para no dañarlos. Rearmamos el equipo y volvemos a encenderlo manteniendo presionada la tecla A, si fuimos cuidadosos el radio muestra SELF, lo que indica que entró al modo de programación manual.

Ya se puede programar el radio manualmente en el momento que haga falta, lo mismo en una situación de emergencia que en un concurso, pero aprender a hacerlo correctamente es otra historia.

Murió Fidel

Por: Dr. C Raúl González Peña (CO6XDX).

 Ha muerto el hombre que cambió el curso de la historia de los pueblos de
 nuestra América en la segunda mitad del siglo XX. El que fue muy querido
 por su pueblo y los amigos, y respetado por los enemigos; el que era
 capaz de convencer hasta las piedras para lograr los objetivos que se
 proponía. Ha muerto el hombre pero no las ideas por las que él luchó y
 le inculcó a millones.

 Nací con el triunfo de la Revolución y convencido estoy que después de
 “mamá” “papá” “nené” la palabra más pronunciada en mi niñez sería “FIDEL”.
 Son 48  años de vida al lado de las ideas y los principios
 que abracé desde mi primera infancia y hoy continúo defendiendo.

 Fidel dio poder verdadero a los humildes y no como dicen sus enemigos
 “porque repartió pobreza por igual”. A partir de la Revolución liderada
 por Fidel,  los pobres fueron los más ricos de este país, porque accedieron al
 conocimiento universal y pudieron,  como la luz, llevarlo a millones de desposeídos.

 Ha muerto el hombre que tuvo como guía, para evitar la contaminación del
 espíritu, el pensamiento martiano y desde muy temprano reconoció que
 toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz.

 Ha muerto el hombre que inculcó la solidaridad en su máxima expresión.
 Aquel que desde su posición de líder convenció a millones que ser
 solidario no era repartir lo que nos sobra sino compartir lo que tenemos.

 Ha muerto Fidel pero millones en Cuba y el mundo estarán hoy y siempre
 rindiéndole el homenaje y el tributo al que es merecedor.

Ha muerto Fidel, pero sus enemigos siguen respetándole. Justo es señalar que
también murió un hombre a quien intentaron matar cientos de veces, y como si
fuera poco, en estos días en los que la inmensa mayoría del pueblo cubano se
halla sumido en una tristeza sincera y profunda, existen algunos que
nacieron en esta tierra por error que cometen la bajeza y el desatino de
festejar por la muerte de quien en vida  no fueron capaces de destruir. Ahí
está nuestro Comandante, invicto y esperanzador para todos los que soñamos
con la posibilidad real de un mundo mejor .

 Honor y gloria a Fidel

Breve crónica de una muerte incierta.

FidelcubaHoras después de conocer la triste noticia de la desaparición física del líder de la Revolución Cubana, el ex Presidente de Uruguay José Mujica escribió esta carta cuyo texto íntegro reproducimos.

 

 

 
Querido Fidel:

Recién me entero, la noticia ha sido devastadora. No dejo de imaginarte a
vos, tendido en la escueta cama de madera que se convirtió en tu último
refugio. Y aquí estoy, sentado en la entrada de la chacra pensando en lo que
diré al mundo y cómo ocultaré esta lágrima, aunque dirán algunos publicistas
que será mejor que se vea, que así se construyen las leyendas.

Las leyendas no se pueden construir, vos eres una, forjada con el mismo
golpe de la metralla y la bandera ondeando en el campamento, ahí en la
sierra, sin importar si es selva o pampa, siempre es igual, la batalla duele
en la entraña de lo que llamamos nuestra tierra, ese pedazo de geografía que
podemos recorrer pero que nos recorre a nosotros.

Y pienso que tuve suerte porque llegué a la silla viejo y la cara de
bonachón nunca se me quitó, a pesar del encierro y la tortura; las críticas
fueron menos, no tuve que enfrentar el rigor del escrutinio público al que
vos hiciste frente con esa estatura de gigante con la que diste ejemplo al
mundo y no fui forzado a debatirme entre patriotas y traidores, nadie me
tildó de tirano. Pero esa suerte también se puede entender diferente.

El mundo que yo encaré es el de las tarjetas de crédito y las vidas
consumidas en una lucha para la que no hay guerrilla posible, todos me
escuchan con atención, sonríen, aplauden y continúan tratando de llenar sus
vacías vidas con cosas que los consumen, a plazos, pero inevitablemente. A
vos te queda Cuba que seguirá ahí, sin analfabetismo, con el mejor sistema
de salud pública, con la mejor educación del continente y yo aún aquí, en la
batalla, no por la vida, sino contra el olvido, enfrascado en una lucha que
no tiene sentido porque el Sur se convierte en más Sur cada día, los
monstruos insisten en su avance y ahora nos copan por todos los flancos.

La breve ilusión del continente bolivariano vuelve a desvanecerse, con la
partida de Hugo, la ignominiosa salida de Dilma y de Cristina, mi
confinamiento a un escaño del parlamento y la orfandad en que nos dejas,
seguramente pronto el sinsentido de un mundo que no aprende de su historia
nos devorará nuevamente.

Las sombras nos acechan y por hoy, querido amigo, vos has partido y no
tendremos, por lo menos en este ciclo, una más de esas charlas interminables
que insuflaban amor y victoria, de las que yo salía rejuvenecido, sintiendo
que podía enfrentar a la más temible de las gárgolas o cruzar el abismo de
un solo impulso, la tristeza es inevitable.

Pero ¿qué dirías vos? “Anda loco, que no es para estar tristeando ¿y qué más
da? Que sólo es carne y pellejo, no te hagas al muerto vos, que la lucha
sigue y es pa’lante nomás”, y yo digo a mi mente desvariando “Que él no
hablaba así, no seas irreverente”, mejor pensar que habrías dicho algo más
brillante, no los cuentos de este viejo loco que hace aplaudir a multitudes,
pero no ha podido mover a su pueblo como tú, ¿Qué de la Oriental surja una
batalla final? Difícil, no imposible… mientras tanto a vos, en esa estrella
del Caribe, un guiño y un ¡Hasta la victoria… siempre!
El Pepe

 

 *** HASTA SIEMPRE COMANDANTE ***

HASTA SIEMPRE COMANDANTE

Hastasiempre

EL CASO INSÓLITO DEL EXPERIMENTO FILADELFIA

EXPFiladPor: Dr. C. Raúl González Peña (CO6XDX).

     Ing. Arnaldo Lorenzo Pardo (CM6YX).

Hoy les escribimos sobre uno de los hechos más insólitos y controversiales de la historia de la tecnología moderna. Corría el mes de octubre del año 1943 cuando se produjo según un único testigo, un suceso espectacular, gracias a los experimentos realizados por la marina de los Estados Unidos en los astilleros de la ciudad de Filadelfia en el Estado de Pensilvania.

Se vivían los duros años de la Segunda Guerra mundial y la carrera por demostrar la superioridad tecnológica llevó a los investigadores norteamericanos a intentar la concepción de un arma mortífera superior a cualquier otro ingenio militar. Quizás usted piense que nos referimos al arma nuclear, pero parece que no fue precisamente ese el camino que siguieron los ingenieros de la marina norteamericana, sino que buscaron en las teorías e invenciones de uno de los más grandes hombres de ciencias de todos los tiempos: “Nicola Tesla”, la solución a la incógnita de cómo reducir y aniquilar a los enemigos por medio de la tecnología.

Es así como aparece el Experimento Filadelfia o como también se le llamó Proyecto Arcoíris, sin embargo para muchos este ha sido reportado como una de las más grandes falsas de la historia. Ahora bien, estaremos hablando de un mito o una realidad.

Hagamos entonces un poco de historia

A finales de los años 30, el brillante ingeniero eléctrico llamado Nicola Tesla, originario del Reino de Yugoslavia (actual Croacia) pero residente en Estados Unidos desde 1884 y uno de los más grandes inventores del siglo XX en las disciplinas de la electricidad y el magnetismo, afirmó haber completado una teoría dinámica de la gravedad, que básicamente explica la gravedad como una mezcla de ondas electromagnéticas longitudinales y transversales.

Estos razonamientos, calaron hondo en un importante grupo de investigación que experimentaba con los campos electromagnéticos en la Universidad de Chicago [cita requerida], donde se estaban iniciando los estudios sobre la posibilidad de la invisibilidad a través del uso de campos eléctricos y magnéticos.

El proyecto para lograr la invisibilidad de los objetos se habría trasladado en 1939 al Instituto de Estudios Avanzados de la Universidad de Princeton. En un momento determinado, se afirmó haber conseguido la invisibilidad de pequeños objetos, con lo que se presentó al gobierno de los Estados Unidos. Por lo que en el plano militar los halcones de la guerra vieron el potencial de esta nueva tecnología y decidieron sufragar el curso de las investigaciones a fin de direccionarlas en el sentido que les convenía: su aplicación a la industria bélica.

El elegido para demostrar los hallazgos fue un destructor de escolta, el USS Eldridge (DE-173. Este navío fue modificado para transportar toneladas de equipamiento electrónico, entre el que se incluirían dos generadores masivos de 75 kV cada uno, montados en el lugar que debería ocupar la torreta de cañones de proa, y que distribuían su potencia a través de cuatro bobinas montadas en cubierta. Tres transmisores RF de 2 megavatios cada uno, 3.000 tubos amplificadores 6L6 (empleados para canalizar los campos de las bobinas de los dos generadores), circuitos de sincronización y modulación… fueron empleados para generar campos electromagnéticos masivos que, correctamente configurados, serían capaces de curvar las ondas de luz y de radios alrededor del buque, haciéndolo invisible al ojo humano.

Todo parece indicar que las pruebas habrían empezado el verano de 1943, y hasta cierto punto tuvieron éxito al principio. Una prueba, el 22 de julio de 1943, volvió al USS Eldridge (DE-173) casi totalmente invisible, con algunos testigos reportando una “niebla verdosa” —sin embargo, algunos miembros de la tripulación se quejaron de náuseas posteriormente. En ese momento, el experimento fue alterado a petición de la Marina, con el objetivo de hacer al navío invisible a los radares únicamente.

El equipo fue recalibrado y el experimento se llevó a cabo el 28 de octubre. Esta vez, el Eldridge no sólo se volvió totalmente invisible a la vista, sino que de hecho desapareció del área en un relámpago azul. Al mismo tiempo, en la base naval estadounidense en Norfolk, Virginia, a 600 km de distancia, un tripulante en sus costas declaró haber visto al Eldridge durante 15 minutos, al final de los cuales desapareció, para volver a aparecer en Filadelfia, en sus coordenadas originales —supuestamente un caso accidental de teletransportación.

USSElridge

Según el relato de Carlos Allende, los efectos fisiológicos en la tripulación fueron profundos. Mareos muy violentos, personal que desapareció por completo, otros que simplemente se volvieron locos o padecieron esquizofrenia severa, y lo más terrorífico fue el hallazgo de cinco miembros de la tripulación fundidos completamente con la estructura de metal de la proa del buque y otros tantos sufrieron desmaterializaciones de algunas partes de sus cuerpos.

Supuestamente, los oficiales navales horrorizados cancelaron el experimento inmediatamente. Los supervivientes nunca fueron los mismos, y permanecieron en una suerte de amnesia total.

¿Pero quién fue Carlos Allende y como la opinión pública conoció de estos hechos?

Para entender la historia del Experimento Filadelfia resulta importante explicar algunos aspectos sobre la vida de un astrónomo de cierta relevancia en el mundo académico norteamericano de los años cincuenta del pasado siglo, el Sr. K. Jessup. En 1955 este científico publicó The Case for the UFO, un examen del fenómeno del OVNI (UFO) en el que teorizaba los medios de propulsión que un platillo volador del estilo de un OVNI podría utilizar.

Jessup especuló que la anti-gravedad o el electromagnetismo pueden ser responsables del comportamiento del vuelo observado en los Ovni, y lamentó, tanto en el libro como en la publicidad que siguió, que la investigación de los vuelos espaciales se concentrara en el área de los cohetes, y que se pusiera poca atención a otros medios teóricos de vuelo, que él consideraba que al final rendirían más frutos.

 

En El mes de enero del año que siguió a la publicación del libro de Jessup sobre los OVNI, este recibió una extraña carta de un hombre que se identificaba como “Carlos Miguel Allende”. En ella, Allende informaba a Jessup del Experimento Filadelfia, aludiendo a artículos periodísticos de la época, pero de fuentes dudosas como “prueba”.

Allende también decía haber sido testigo de la desaparición y reaparición del Eldridge mientras trabajaba en un barco mercante que se encontraba cerca, el SS Andrew Furuseth. Incluso mencionó los nombres de otros tripulantes del Andrew Furuseth, y decía saber del destino de algunos miembros de la tripulación del Eldridge tras el experimento, incluyendo uno que dice haber visto “desaparecer” durante una pelea en un bar.

Jessup le respondió a Allende con una postal, pidiendo más evidencia y corroboración de la historia, tales como fechas y detalles específicos de la misma. La respuesta llegó varios meses más tarde; sin embargo, esta vez el hombre se identificaba como “Carl M. Allen”.Allen dijo que no podría proveer los detalles pedidos por Jessup, pero insinuaba que podrían ser obtenidos a través de la hipnosis.

Entonces Jessup decidió descontinuarla correspondencia, pero a partir de estos sucesos se derivaron un grupo de hechos muy extraños, como que –precisamente- las oficinas de investigación de la marina adquiriera un ejemplar del libro de Jessup con anotaciones manuscritas realizadas por Allende; y aquí aparece otra interrogante ¿de dónde obtuvo la marina tal libro? ¿Por qué Allende afirmaba que Jessup no tenía ni idea de la teoría que describía? Estas y otras especulaciones han generado una cuota de misterio y desconfianza alrededor del caso del Experimento Arcoíris. Sin embargo lo más significativo sucedió cuando el propio Jessup fue tildado por loco y muere –solo y desahuciado- en condiciones muy raras en un accidente automovilístico en el Estado de La Florida.

Lo que si es cierto es que, en los años 40, la marina estadounidense experimentaba con invisibilidad. Por supuesto, no era invisibilidad a simple vista. El USS Eldridge y su gemelo, el USS Engstrom se dotaron de un nuevo sistema que rodeaba todo el casco con cables eléctricos. La técnica se llamaba “Degaussing” y su objetivo era reducir el campo magnético del buque para evitar que este fuera un blanco fácil de las minas y torpedos magnéticos usados en los submarinos nazis. La técnica se volvió muy popular en los años 40 y se llegó a aplicar a barcos militares y civiles por igual. A ello se sumaba el hecho de que el navío sí llevaba equipamiento experimental secreto. Se trataba, concretamente, de un nuevo tipo de sonar y de un sistema para sembrar cargas de profundidad llamado Hedgehog.

El 15 de enero de 1951, el USS Eldridge fue transferido a Grecia, donde sirvió con el nombre de León D-54. El navío abandonó el servicio en 1999, y terminó sus días pacíficamente en un desguace. En esa ocasión un grupo de veteranos del USS Eldridge ofrecieron una entrevista en la que comentaban la historia del Experimento Filadelfia, del que no fueron testigos pero que fue parte de la leyenda que acompaña la historia del buque.

A pesar de que la marina de los Estados Unidos ha negado reiteradamente tener información o responsabilidad sobre los hechos del Eldridge, la realidad es que la precisión técnica sobre los datos de este curioso fenómeno, así como la imposibilidad de consultar a testigos pues todos desaparecieron misteriosamente, le han conferido al Proyecto Arcoíris una dosis de misterio y de enigma. Quizás en algún momento la desclasificación de archivos secretos nos revele la verdad de este suceso. Y quizás también, podamos entender algunos misterios como el del Triángulo de las Bermudas o el de los OVNI.

Cuidado, pendrive asesino

USBkPor: Ing. Arnaldo Gonzalo Lorenzo Pardo

Los pendrives o memorias flash USB, como las conoce casi todo el mundo, son muchas veces portadores de virus informáticos. Al ser un soporte de información, junto con ésta pueden viajar cualquier cantidad de software dañinos. Los problemas que estos producen se caracterizan por el borrado de archivos, inhabilitar funciones y desestabilizar los sistemas operativos. En el mundo de la informática generalmente la información es más valiosa que el soporte o el equipo que la contiene, por eso los virus informáticos tienen mayoritariamente el objetivo de atacar la información y no el hardware. Una computadora nueva puede sustituir a otra dañada en cuestión de minutos, sin embargo la información destruida no podrá restablecerse igual de rápido aunque se tengan salvas periódicas.

Pero este pendrive que nos ocupa no es normal, su propósito no es dañar la información sino el hardware. Según se dice es capaz de destruir en sólo unos segundos el equipo al cual se instale, mediante una descarga de alto voltaje a través del puerto USB.

¿Cómo funciona?

Este falso pendrive contiene un convertidor DC-DC, conocido también como transformador de corriente directa. Es un circuito electrónico que utiliza el voltaje de alimentación del puerto USB (5V) y con él hace funcionar un oscilador electrónico de alta frecuencia que tiene acoplado un pequeño transformador de pulso y un multiplicador de voltaje.

usbkill1

El multiplicador de voltaje es un circuito que durante años ha sido ampliamente utilizado en televisión, flash de fotografía y otras aplicaciones. Es un rectificador en el que un grupo de capacitores se carga de forma tal que el voltaje acumulado por cada uno de ellos se suma, ya que una vez cargados quedan conectados en serie y el voltaje total del conjunto puede superar varias veces el voltaje de entrada. Toda esa sobrecarga eléctrica logra acumular 220V que se aplica súbitamente a los terminales de dato y alimentación del puerto USB, provocando cortocircuitos internos que destruyen el chip del controlador y dejan fuera de servicio la motherboard.

multiplic

Multiplicador de voltaje.

El puerto USB tiene un terminal de alimentación, uno de tierra y dos terminales de dato. Todo eso es controlado por el chipset puente sur que además controla el acceso a discos duros, el BIOS, reloj de tiempo real, administración de energía y otras funciones importantes. Este chip tiene un elevado nivel de integración y es un elemento en extremo sensible que se daña con facilidad. En televisores, tablets y teléfonos que también tienen la facilidad USB ocurre parecido, un microcontrolador se encarga de esta función y resulta igual de dañado y destruido el equipo cuando entra en contacto con un artefacto como el que hemos mencionado aquí.

Por suerte, parece que este engendro no pasa de ser algo artesanal producto de la imaginación de alguna mente afiebrada pero bien dotada para el mal. De todas maneras siempre resulta curioso e interesante conocer la existencia y el funcionamiento de tales artefactos, por si acaso…

 

ECOS DE UNA CONVENCIÓN III. MEJORAR LA ESTÉTICA Y LA FUNCIONALIDAD DEL RADIOTRASMISOR YAESU FT-80C

Por: Ing. Luis Javier Quiñones ((CM6KVA).

Fotos: Ing. Luis Javier Quiñones ((CM6KVA).

La mayoría de los radioaficionados que poseen un YAESU modelo FT-80C ha tropezado con el problema de no poder utilizar algunas de las funciones del equipo por la falta de los botones, que no son colocados por el fabricante, pues es un equipo orientado hacia otras prestaciones, a diferencia, de su hermano casi gemelo, el FT-747, que si está destinado a los radioaficionados.

Esto motivó la búsqueda de una solución para fabricar los botones que además de dar total funcionalidad al equipo ofreciera una buena estética. Esta solución fue presentada en el Encuentro Técnico de la Convención Ganusa 2016.

Los materiales utilizados son Placa de PVC de 5mm de grosor, un repuesto de lapicero vacío, pegamento de secado rápido (pegalotodo) y forro de cable de bajante telefónico interior.   En el caso de la Placa de PVC este es un material blanco parecido a un corcho que se utiliza como base de letreros publicitarios o señaletica, en la recortería de cualquier taller de publicidad puede encontrarse. Se utilizó este material porque es fácil de trabajar con solo una cuchilla y un trozo de lija pero cualquier otro plástico puede servir perfectamente.

Con el PVC se fabrican 7 botones: 4 rectangulares, 2 cuadrados y 1 rectangular doble. El repuesto de lapicero se corta en pedazos que se utilizan como pasadores que se introducen a través de los orificios en el frente del equipo para que opriman los push button en el interior del equipo. La Figura 1 muestra el frente del equipo donde van los botones.

Figura 1

  Figura 1

Las dimensiones de los botones y la posición de los pasadores se muestran en la Figura 2.

Figura 2

    Figura 2

Para cortar los pasadores se introduce el repuesto en el orificio del frente del equipo hasta que oprima completamente el botón que está en el interior, se marca poniendo un lápiz de punta fina en el borde del orificio y girando el repuesto, luego cortamos 2 mm por encima de la marca. Estos 2 mm adicionales son para introducirlos en los orificios señalados en los botones. Se aplica pegamento para que el pasador y el botón queden bien unidos. En la Figura 3 se ven los botones terminados.

Figura 3

 Figura 3

Después de comprobar que todos los botones no quedan demasiado ajustados y que el equipo responde cuando son oprimidos pasamos a fijarlos al radio. Los botones de fábrica se fijan al radio con dos pestañas a cada lado pero este sistema es muy complicado de hacer de forma artesanal y que perdure. Nosotros utilizamos pequeños pedazos de forro de cable para fijar los botones desde el interior del radio, colocándolos sobre los pasadores como anillos ajustados de forma que actúan como un tope contra el frente del equipo como se ve en la Figura 4. Para esto es necesario desarmar el equipo.

Figura 4

Figura 4

Los topes se introducen hasta el final de los pasadores de forma que el botón quede apretado sin posibilidad de movimiento y rearmamos el frente del radio. Con una pinza de punta fina halamos los botones poco a poco y vamos probando hasta que se sienta perfectamente el paso de un estado al otro: oprimido-no oprimido. Al halar los botones los topes se corren, esto permite ajustar perfectamente el botón y que no quede presionando el push button o demasiado suelto. Esta acción requiere que los pasadores estén bien pegados a los botones, de lo contrario se desarma el conjunto y hay que empezar de nuevo.

Para el rotulado de los botones hay muchas variantes, en nuestro caso se imprimió una fotografía con los rótulos, que se recortaron y pegaron con cola blanca en la superficie de los botones, no recomiendo el pegalotodo para esto. Por último para proteger la impresión se cubrió el botón con precinta transparente. El resultado de todo este trabajo se muestra en la Figura 5.

Figura 5

Figura 5

 

ECOS DE UNA CONVENCIÓN II

1Por: Dr C. Raul Gonzalez Peña (CO6XDX)

Hace ya algunos años, cuando me iniciaba en la actividad de la radioafición, varios amigos me recomendaron que aprovechara las características del “bastón blanco” que utilizo cotidianamente como apoyo a la movilidad, para convertirlo en una antena de radio. Esta sugerencia ha continuado por casi 20 años, y siempre la reflexión de los amigos al ver mi útil compañero es la misma: -que bueno está ese bastón para hacer una antena para la banda de 2m.

Sin embargo nunca llegué a tomar en serio estas recomendaciones, hasta que la dinámica de mi profesión y de la vida me puso a caminar por todo el país con alguna sistematicidad. En estas aventuras viajeras he tenido que enfrentar en muchas ocasiones el problema de no tener cobertura con los repetidores de las regiones por donde transito, y por ende, a que me tenga que conformar con la opción de ser un radioescucha forzado por las circunstancias técnicas. A su vez, tales barreras me han impedido conocer y compartir con mayor número de colegas de los diferentes territorios, razón por la que resolver este problema ha estado en el centro de mis reflexiones.

La confluencia de los argumentos anteriores, unido a otros tantos factores, me motivó proponerle a un gran inventor y mejor amigo –Milka Donis Fernández (CM6MDF)- la idea de construir una antena plegable para la banda de 2 m, que se centrara en el bastón que emplean las personas ciegas o los que tienen alguna limitación físico-motora. El pretexto para la innovación fue el evento técnico de la Convención “Ganuza 2016”; sin embargo la motivación tenía raíces mucho más profundas en el tiempo y en nuestros corazones: el poder ayudar a mejorar las comunicaciones de aquellos colegas, que además–como dijera Martí- “por los errores de la ciega madre “creación, tienen una condición especial de discapacidad.

Para acometer el proyecto, y sin mucho tiempo que perder, nos dimos a la tarea de estudiar diferentes planos de antenas para esta frecuencia. Luego de varias sesiones de discusión llegamos al acuerdo de que -por el momento- la opción más viable para la fabricación de nuestra antena era la de “Ground Plane”. Esta es una antena con plano de tierra que posee mayores prestaciones que un dipolo abierto. De igual manera es muy fácil de construir y se puede elaborar con materiales asequibles a todos. En este último asunto estaría nuestro segundo objetivo, para ello se debían seleccionar los materiales idóneos para la fabricación del proyecto.

20160930_121952

Esta antena se caracteriza por tener un elemento activo –vertical- y cuatro radiales que se encuentran colocados a 120 grados con respecto a la línea central. Para conformar la antena se emplearon rayos de bicicleta con sus respectivos cabezales, los que fueron insertados a presión en la empuñadura del bastón (4 por los laterales y 1 en la parte superior).

En el interior de la empuñadura se realizó un curioso trabajo de conexión de los cabezales, reconocido por los fabricantes como: la clave de la antena. Fueron puenteados los cuatro radiales y se llevó un conductor de ellos hasta un terminal, ubicado también en la empuñadura; mientras que en el otro extremo de la empuñadura se colocó otro terminal, en este caso, procedente de la conexión de este con el cabezal que sostiene el elemento activo.

20160930_124119

20160930_124536

 

 

 

 

 

 

 

Existe en esta segunda conexión un importante requerimiento técnico para que esta antena funcione correctamente, nos referimos al necesario aislamiento que debe realizarse del conductor que va desde el elemento activo hasta el terminal correspondiente. Para ello también se empleó un segmento de rayo de bicicleta, que fue cubierto con un forro de cable eléctrico.

Como puede apreciarse en la figura el diseño de esta antena es en extremo sencillo, pues todos los elementos son desmontables y se pueden conservar en el interior del bastón. El cuerpo de este puede ser empleado como mástil o simplemente, sirve para sostener con una mano la antena en alto, mientras que con la otra se sujeta el equipo de radio.

Los resultados de las pruebas de campo que se realizaron con esta antena superan nuestras expectativas. Las comparaciones realizadas con otras antenas demuestran su eficiencia, mientras que se pudo bajar la ROE a niveles magníficos con una relación de 1 a 1.2.

Los datos de la antena presentada al evento técnico de la Convención “Ganuza 2016” son los siguientes:

  • Elemento activo 56,5 cm.
  • radiales 29 cm.

Diagrama

DSC_0430

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Nos gustaría señalar que los resultados que se alcanzaron fueron probados meticulosamente con medidores profesionales de ROE, y recomendamos que cuando se construya este tipo de antena, se siga este proceder, pues muchos pueden ser los factores que influyan en el óptimo funcionamiento del dispositivo. Esta es la razón por la que las dimensiones de esta antena difieren de los planos originales que aparecen en los manuales para radioaficionados.

La facilidad en la construcción de esta antena, los tipos de materiales que se emplean, las posibilidades de generalizarla; y sobre todo, las bondades que les ofrece a un grupo importante de colegas que manifiestan condiciones especiales, hacen de este proyecto una innovación interesante, útil y muy necesaria.

CEDE FAMILIA DE MANOLÍN ÁLVAREZ SU ESTACIÓN DE RADIO AL CLUB DE CAIBARIÉN

PManolin3Por Dr. C. Raúl González Peña (CO6XDX).

Fotos: Claudia Lianet González (CO6CDX).

En la tarde del pasado 22 de octubre fue entregada al radioclub de Caibarién la estación de radio que perteneciera a Manuel Álvarez Álvarez. Este asturiano, que se radicó en la Villa Blanca desde inicios del siglo pasado, está considerado como uno de los fundadores y precursores de la radioafición en Cuba.

Su hija Enma –sensiblemente emocionada- contó múltiples anécdotas sobre su padre y la particular manera en que disfrutaba de las comunicaciones radiales. Luego se acometieron varias acciones para lograr que la pesada planta de radio fuera trasladada sin accidentes desde la residencia de la familia de Manolín hasta la Sede del Local Social del Club.

PManolin1

PManolin2

 

 

 

 

 

 

 

El contar con esta reliquia de la historia de la radioafición en Cuba, desde ya, provoca el sentimiento de compromiso y el deseo de restaurarla en el menor tiempo posible. De esta forma se garantizará que las jóvenes generaciones de radioaficionados, comprendan la necesidad y la importancia de querer, de admirar y de respetar la historia de su localidad, como parte de su propia historia de vida.

ECOS DE UNA CONVENCIÓN: GANUZA 2016 (PRIMERA PARTE)

Por: Dr. C. Raúl González Peña (CO6XDX).

Fotos: Ricardo Monterrey Pérez (CO6KOL).

         Claudia L. González González (CO6CDX).

Entre los días 6 y 10 de octubre se desarrolló en el litoral norte de la Provincia de Villa Clara la Convención “Ganuza 2016”. Allí se hicieron presente radioaficionados de todos los municipios de la provincia y de otros territorios aledaños. La delegación caibarienense a esta justa estuvo conformada por 83 colegas y sus familiares, que desde la llegada a la sede se hicieron sentir por su alegría, por su disposición y unidad.

Inicialmente se pensó que el clima no contribuiría favorablemente para la ejecución de esta actividad, sin embargo, la realidad fue otra; el sol, la brisa marina y el buen tiempo nos acompañaron durante los 5 días que duró el evento. No obstante es justo señalar que las mayores temperaturas se alcanzaron durante el desarrollo de las diferentes actividades programadas para el evento.

Según mi humilde criterio allí hubo opciones para todos los gustos: actividades recreativas, playa, humorismo, eventos infantiles y sobre todo, un brillante evento técnico y otro dedicado al sector femenino dentro de la radioafición.

Ganuz1

En los últimos años los colegas radioaficionados caibarienenses que participaban en esta convención se distinguían por su alegría y sus iniciativas, pero pocos eran los trabajos presentados en los eventos técnicos, sin embargo desde el pasado año esta situación se ha ido transformando, al punto de que en esta edición se presentaron 5 trabajos al evento técnico y 4 al evento de mujeres, y de ellos, 8 fueron premiados, incluyendo los primeros premios para Raúl González Peñay Milka Donis Fernández por la fabricación de una antena plegable para la banda de 2 m y para Yolanda Galván en la modalidad de actividad culinaria.

Ganuz2

Una mención especial merece el segundo premio otorgado por la Comisión de Informática al trabajo titulado “Proyecto CQ-Caibarién: algo más que un blog”. Los especialistas valoraron la calidad y los resultados que demuestra el blog CQCaibarién alojado en la plataforma “Reflejos” y que se orienta a divulgar información relativa a la radioafición en Caibarién, en la misma medida en que permite la elevación del nivel cultural de quienes allí participan.

Ganuz3

Sin embargo cuando parecía que todos los premios posibles habían sido entregados una futura radioaficionada se alzaba con el gran premio del concurso de modelaje y el premio de la popularidad en la pasarela de cierre de la Convención. La bella Deomarys le regaló a todos los presentes, con carisma y soltura, un el beso de fin exitoso para esta convención. El año que viene volveremos, y seguro que será difícil superar los resultados de este año, sin embargo desde ya algunos colegas prendieron los motores del ingenio para superarse en el futuro. A los que no pudieron participar solo un único mensaje: “les esperamos”.

Ganu4

De cara a los huracanes.

huracanPor: Ing. Arnaldo Gonzalo Lorenzo Pardo

Todavía el huracán Matthew estaba lejos de Cuba cuando las fuerzas para enfrentarlo comenzaron a tensarse. Aunque la provincia de Villa Clara no estaba dentro del área más probable del impacto directo, la gran magnitud del fenómeno meteorológico obligó al Consejo de Defensa a tomar todas las medidas preventivas que fueran necesarias. Por estas razones, desde horas tempranas del sábado 1 de octubre se activó la red de emergencia del Radio Club de Caibarién, con cobertura permanente en el repetidor local de 145.390MHz y en las bandas de HF. Rápidamente un numeroso grupo de colegas se organizó y se dispuso a cumplir las misiones asignadas por el Consejo de Defensa Municipal.

Durante cuatro días permanecieron los radioaficionados de Caibarién delante de sus equipos, coordinando, compartiendo información, gestionando los partes meteorológicos o simplemente a la escucha por si se hiciera necesario servir de enlace o brindar alguna información a sus colegas de las zonas afectadas por el poderoso fenómeno atmosférico. Siempre con disciplina y cumpliendo al pie de la letra las orientaciones de las autoridades municipales.

La radioafición tiene un elevado componente social. El radioaficionado no duda en poner sus medios y su esfuerzo al servicio de la sociedad. La solidaridad es su principal ingrediente, por eso nunca está derrotado y en las condiciones más difíciles crece como un gigante. Con modestia y humildad acerca su hobby de cada día a la comunidad y, cuando todos los demás medios de comunicación han fallado, se convierte en la única vía de contacto con el mundo. Son expertos en comunicaciones difíciles, son verdaderos artistas para entender un mensaje dentro del ruido y tienen una especie de “magia” para lograr una transmisión en las peores circunstancias. Así son los radioaficionados de hoy en esta tierra pionera de la radio, donde padres fundadores como Manolín y muchos otros dejaron como herencia sus enseñanzas que se trasmiten de generación en generación.

El potente huracán Matthew golpeó duramente a los colegas de la zona 8, pero a los radioaficionados caibarienenses les permitió ultimar detalles y mantener “engrasado” el mecanismo de respuesta ante situaciones de emergencia en una temporada ciclónica que, al parecer, va a tener un final bastante activo.

Y su Fe encontró caminos.

PD1Por: Ricardo Monterrey – CO6KOL

Fotos: Claudia Lianet González – CO6CDX

 

Hace poco más de un año fuimos a visitarle, la sala de su casa era ese espacio donde siempre nos sentíamos bien acogidos y como de costumbre esta vez tampoco nos esperaba, o más bien no sabía que éramos un grupo de sus jóvenes colegas los que habían pedido llenarle un espacio en la mañana de Domingo.

Recuerdo que al llegar le espeté lentamente una frase un poco en broma y otro por tratar de desconcertarle: – Buenos días caballero, es esta la casa de un señor que facilita Lecciones de Primera Clase justo a las seis de la tarde para aquellos que quieren aprender sobre Portugal y Dinamarca… acto seguido levantó una mano para cubrirse el contra luz y me respondió: – mire yo no sé nada de lo que me habla, estoy esperando una visita y yo no doy clases… entonces le respondí: – pero no es usted el autor de un escrito que se llama “De aficionado a la Radio a Radioaficionado”…

Fue entonces cuando su nonagenario rostro se iluminó y extendiéndome la mano a manera de saludo me dijo: ah caramba y usted de dónde sacó eso…ahora sí que me han sorprendido entonces ustedes son… Radioaficionados David, le respondí, y hemos venido a conversar un poco y a traerle algunas sorpresas, pero, en fin, es o no… yo soy la CO6PD, me interrumpió sin contemplaciones: – sean bienvenidos.

Así comenzaba aquel obligado peregrinar en post de la memoria, amparados por un hombre consagrado a sus principios y a la voluntad de hacer y de soñar.

Debiera quizás remitirme a sus Infancia en Asturias y a como conocía el misterio de la Radio en la semipenumbra de un salón de huéspedes a través de un rudimentario aparato de Galena pero, no pretendo hablar sobre la novela de su vida sino más bien de como se hizo radioaficionado y como por esos lamentables caprichos humanos dejo de serlo legalmente.

Nos cuenta que un buen día un compañero de trabajo suyo llamado Roberto González Torres (CM6GT) tenía una planta de radio construida por Manuel Álvarez – Manolín – (CO6MA), y que en su casa aprendió a escuchar las estaciones de radioaficionados que por entonces operaban y cuyas conversaciones cargadas de referencias: geográficas, históricas, técnicas, etc; le cautivaron tanto como aquellas que desde niño ya le entusiasmaban al escuchar las emisoras comerciales.

A Manolin ya lo conocía – comenta – no por radioaficionados sino por compatriota, pero sin dudas esta afición nos unió en una amistad que dura hasta hoy mismo en que estamos conversando. Yo quería convencerle que me hiciera una planta, pero él siempre me decía: Prado usted escuche primero y luego vea si le interesa. A mí me interesaba desde luego, pero Manolin era medio celoso con eso de hacer cosas por gusto y la verdad es que estaba siempre muy ocupado también.

Su primer equipo fue una planta de 125Watts que compro en Santa Clara por valor de 100 pesos de la época (década del 50), la cual estaba en muy buen estado y luego fue mejorada por el propio Mandolín, llevándola a 200Watts e incorporándole un mejor diseño de las antenas receptoras. Con tales condiciones David obtuvo su licencia.

PD2S

Con ánimo casi picaresco recuerda que las horas del día que más disfrutaba eran pasadas las once de la noche pues la televisión nacional dejaba de transmitir entonces y él podía dedicarse, casi hasta el amanecer a explorar el siempre sorprendente espacio radio eléctrico.

Así conoció de latitudes lejanas, acumuló saberes, coleccionó amigos y sirvió a su patria cubana con la veneración de pocos, entregándole hasta la más preciosa esencia de un radioaficionado, su propia condición.

Su planta de radio se convirtió en símbolo de perseverancia y amor infinito de sus ideales. Cuenta David que en cierta ocasión transmitió con ella durante diecinueve horas ininterrumpidas hasta el punto de fundir sus válvulas pues era la única estación de la provincia que quedo en activo al paso de un ciclón en el año 1963.

Un tiempo después se le solicitó que su estación fuera puesta a disposición del ejército rebelde, la misma fue destinada al servicio de comunicaciones para el batallón que establecía la vigilancia costera en Caibarién. David accedió gustoso movido por sus principios revolucionarios, pero el destino en ocasiones se cierne a voluntades ajenas y su planta fue trasladada a las montañas del Escambray, provocando un vacío en su cotidiano mundo de palabras distantes y amigos insomnes.

La pérdida no logró separarlo nunca por completo de sus sueños, junto a “Manolín”, creía firmemente en una generación joven y nueva que, heredera de su ejemplo comenzaba a brillar al amparo de sus mayores, trayendo consigo la fuerza renovadora de esta realidad que amamos y su Fe encontró caminos.

PD3(1)S

Hoy hace poco más de un año que lo visitamos, la sala de su casa era ese espacio donde siempre nos sentíamos bien acogidos y como de costumbre, al sentarme a escribir las memorias cruzadas del encuentro, tampoco esperaba hablar de despedidas. Siento que es necesario refugiarme:

En el insondable caudal de sus palabras, en sus consejos sabios y en su imagen de simple mortal sincero y firme. Más que decirle adiós, creo que es justo hoy, en el día de su partida, abrazar su legado y sentir como el mismo diría: esa dulce locura de pasar de aficionado a la radio a Radioaficionado.

 

A LA VISTA GANUZA 2016

Por: Dr. C. Raúl González Peña (CO6XDX).

 

La Base de Campismo de Ganuza es un centro recreativo de ambiente natural, que se encuentra ubicado en el litoral norte de la Provincia de Villa Clara, Cuba; específicamente en el municipio de Corralillo. Allí desde hace más de 25 años se desarrollaun evento peculiar: la Convención para radioaficionados. En esta actividad colegas de la provincia y de otros territorios aledaños se dan cita, junto a sus familiares, para compartir de cuatro días cargados de emoción por conocer a personas con las cuales han intercambiado comunicados solo por el éter, o para reencontrarse con amigos de la “vieja guardia”.

Además de esparcimiento y disfrute para los participantes el evento es propicio para realizar actividades técnicas y radiales. De igual forma desde el año pasado se desarrolla un curioso e interesante encuentro del Frente Femenino de la FRC en la Filiar Provincial.

Este año los colegas de Caibarién pretenden asistir con una amplia delegación de más de 83 delegados, donde se advierte en su integración, una combinación de experiencia de radioaficionados con varios años dentro de la actividad y de jóvenes miembros de la Federación.

Desde ya se observa el entusiasmo en los preparativos para presentar los mejores trabajos y experiencias técnicas y radiales atesoradas durante todo este año. Además, los colegas de Caibarién pretenden volver a cautivar –como en años anteriores- a todos los participantes con la energía y la alegría de un colectivo que se ha identificado por su compañerismo y por su disciplina.

CEREMONIA 50 ANIVERSARIO DE LA FRC

50aniv1Para los radioaficionados caibarienenses la tarde del domingo 11 de septiembre de 2016 tuvo un significado especial. Esta fue la ocasión en que la Federación de Radioaficionados de Cuba les hiciera entrega públicamente a un grupo de colegas, un digno reconocimiento a su desempeño dentro de la radioafición cubana.

La Federación de Radioaficionados de Cuba (FRC) el pasado 15 de julio cumplió 50 años de vida. Medio siglo de esfuerzos, dificultades, desencuentros, trabajo y, sobre todo, de resultados que permiten comprender el sentido de contar con una organización que agrupe a todos los cubanos y cubanas que sienten una orientación hacia las comunicaciones radiales no profesionales.

Lejanos están ya en el tiempo los días de la segunda década del pasado siglo, cuando en la vecina región espirituana de Tuinucú se comenzaron a realizar los primeros experimentos relacionados con transmisiones de radio. A una velocidad vertiginosa se fueron extendiendo por toda la isla las prácticas con estaciones de radio. Caibarién fue muy privilegiada al contar en su territorio con uno de los hombres más talentosos, audaces e inteligentes de la época, Manolín Álvarez. Este fue un asturiano asentado en la ciudad, a quien le reconocemos el enorme mérito de enseñarnos que es la radio y como poder emplearla satisfactoriamente.

Luego vendrían otros: David Prado, Gonzalo Anasagastti, Roberto Torres; pero no sería hasta 1979 que los radioaficionados en Caibarién girarían el rumbo hacia la masividad y la excelencia.

Hoy el Radio Club cuenta con más de 60 miembros, los que garantizan un trabajo estable y sistemático. Se realizan exitosamente transmisiones radiales, actividades sociales y se advierte una comunidad donde prima la amistad, el compañerismo y la solidaridad.

Sin embargo en un colectivo siempre hay personas que se destacan, ya sea por su desempeño, sus resultados, su liderazgo, sus actitudes, o simplemente por ponerle siempre ese “poquito más” de esfuerzo y entrega a cada proyecto y cada cosa que hacen. Por eso en esta jornada se reconoció públicamente el mérito de un grupo de colegas que a lo largo de todos estos años y en la actualidad han sabido mantener el legado de nuestros padres fundadores.

Fue reconocida la labor de los conductores y moderadores de ruedas radiales a los colegas:

  • Orelvys Ramón Hernández (CL6OU).
  • Claudia Lianet González (CO6CDX).
  • Ismel Bártulos Hernández (CL6ISM).

La destacada actividad Radial de:

  • Roberto Portal Samuel (CL6YWE).
  • Iliana Morales Fonte (CL6IMF).
  • Janier Morfi de la Paz (CL6JDE).
  • Sandy Rodríguez Garit (CO6SDY).

El consagrado esfuerzo por mantener el nivel técnico y científico del Club a:

  • Yadiel García Rosado (CL6YDL).
  • Luis Javier Quiñones Guevara (CM6KVA).
  • Arnaldo Lorenzo Pardo (CM6YX).

El apoyo incondicional a las actividades radiales y sociales a:

  • Diego Manso Marrero (CL6KMM).
  • Rosa Amelia Hernández Cuellar (CL6RDL).
  • Yolanda López Galván (CL6YVK).
  • Pedro Noel García (CL6PDR).
  • Nelson Saavedra Rojas (CM6SQ).
  • Amaury Expósito Oramas (CO6AEO).

 

El colega Roberto Rodríguez (CL6RK), quien ha demostrado un actuar impecable tanto en la dirección de la Secretaría de asuntos sociales del Club, como en su actividad radial en concurso. Por esta razón recibió el Premio al Concurso Titán de Bronce y el Sello 50 Aniversario de la FRC.

50aniv2

50aniv3

De igual manera recibieron el Sello 50 Aniversario de la FRC los colegas:

  • Vidal Melendres (CO6NP).
  • Ramón Martín (CO6MH).
  • Ernesto Pérez (CO6BSB).
  • Vladimir Tápanez (CO6VV).
  • Raúl Gonzalez (CO6XDX).
  • Juan Angel Chinea (CO6PWR).
  • Ricardo Monterrey (CO6KOL).

A su vez la Federación de Radioaficionados de Cuba otorgó la medalla Juan Pastor Foster a los siguientes colegas:

  • Liván Suárez Batista (CO6LSB).
  • Ramón Martín Hernández (CO6MH).
  • Justiniano Vidal Meléndrez Castillo (CO6NP).
  • Benigno Vladimir Tápanes Cruz (CO6VV).

Por último la Federación de Radioaficionados de Cuba otorgó el Diploma Aniversario 50 de la FRC a Raúl González Peña (CO6XDX) por su destacada labor como directivo de la FRC.

50aniv4

El Radio Club de Caibarién y sus miembros, se esfuerzan y se empeñan en continuar la obra de los colegas, que en condiciones muy difíciles, hicieron de esta actividad un apasionante modo de vivir y de utilizar el tiempo libre. Felicidades a todos los premiados y que su labor les sirva de ejemplo a nuestros jóvenes miembros y aspirantes para comprender el significado que posee, ser radioaficionado en la tierra que vio nacer esta actividad en nuestro país.

DE CUMPLEAÑOS UNA SECCIÓN DIFERENTE

elgrupoPor: Dr. C. Raúl González Peña (CO6XDX).

Cuando hace un año comenzó la sección de meteorología “Desde las alturas de San Felipe” pocos imaginamos que esta se pudiera extender dentro de la Rueda “La melcocha” durante todo este año sin interrupciones. Sucede que tal resultado se alcanza gracias a que su moderador Orelvys Ramón Hernández (CL6OU) ha demostrado responsabilidad, interés y sabiduría para comunicar cada noche de viernes la información de las variables meteorológicas que atesora la estación local del municipio de Caibarién.

La citada rueda es parte de una cadena radial de tres emisiones y que es el resultado del esfuerzo de los radioaficionados del norteño municipio de Caibarién en la Provincia de Villa Clara, Cuba, quienes durante más de cinco años le ofrecen a los colegas del territorio una opción radial, que comprende informaciones, conocimientos y participación –abierta y respetuosa.

Cuenta Orelvys que precisamente por esta fecha, pero el año pasado, conversaba sobre la posibilidad de dinamizar la rueda con nuevas secciones, y que un grupo de amigos sugirió colocar dentro de esta un espacio dedicado a informar sobre el comportamiento de las principales variables meteorológicas en los días precedentes a la transmisión, así como la manifestación de estas variables en el momento exacto de la rueda.

Con esta idea inicial se procedió a realizar las coordinaciones pertinentes con los directivos de la Estación Meteorológica local, que se encuentra ubicada en las alturas de San Felipe a unos 2 Km de la ciudad y a unos 50 m sobre el nivel del mar. La respuesta no se hizo esperar y de inmediato se iniciaron las trasmisiones. La primera de estas aconteció el viernes 4 de septiembre del año 2015, y en aquella memorable noche, la observadora de turno fue la compañera Magalys Young, quien por esos azares de la vida, también estuvo de guardia este pasado 2 de septiembre.

Cuenta Orelvys, que muchos han sido los avatares para poder mantener ininterrumpidamente la sección a lo largo de todo este año, pero lo más importante, que lo que parecía un sueño ya se ha hecho realidad. Ahora el proyecto que tanto beneficio ha traído a colegas radioaficionados del territorio, a familiares y a amigos tiene el enorme reto de sostenerse en el tiempo y de lograr que cada día se eleve el interés de quienes les siguen todas las noche de viernes a través de la estación repetidora local (CO9GBZ), que trasmite en la frecuencia 145.390 MHz.

En este día extendemos una gran felicitación para Orelvys, para el equipo de la Cadena de La Melcocha y para todos los que les siguen…

¿CÓMO SE APRENDE A SER UN BUEN DXISTA?

consdxPor: Dr. C. Raúl González Peña (CO6XDX).

Para cualquier rama en la vida de los seres humanos la variable más importante y decisiva para producir el desarrollo es el propio hombre. Usted puede tener excelentes equipos de radio, maravillosas antenas y potentes amplificadores de RF; pero de nada le servirían si no es capaz de entender y aplicar las claves del DX. Por supuesto que nadie nace con los conocimientos, las habilidades y las actitudes para ser un buen dxsista, esto se aprende en esa relación crucial entre la actividad y la comunicación. Las competencias para ser un buen dxsista transcurren por los mismos caminos que son empleados para apropiarse de los conocimientos de cualquier profesión.

Por lo general los primeros meses, y hasta años, que vive una persona como radioaficionado suelen ser de mucha actividad. Aquí la motivación siempre es alta y se alimenta de pequeñas cosas. Algo parecido pasa con los colegas que se lanzan en la maratón del DX. Pero el verdadero problema, el gran reto, la gran incógnita llega con los años, cuando cambian las condiciones de propagación, cuando el tiempo se nos contrae o cuando las complejidades de la vida nos hacen sentirnos ahogados. En estos casos es cuando salta la verdadera estirpe del buen dxsista, quien se mantiene con el hábito de prender su radio diariamente, de rastrear la banda como un autómata, de leer y releer los boletines de DX y de mantener su conexión con los colegas con los que forma equipo. El verdadero DXista siempre piensa en el DX. No importa si desea vencer sus propios resultados o competir con los demás. Esta convencido de lograr un contacto difícil con los medios con que dispone y sobre todo los conocimientos que tiene. Le tomará tiempo pero lo hará. Nunca la duda le tocará el corazón, esta es su brújula y esta también será su mayor motivación.

Indudablemente que para ser un buen dxsista no solo basta con tener entusiasmo y motivación, también se necesitan conocimientos sólidos. Es cierto que al inicio le parecerá que todo es muy complicado y difícil. Se requiere una cultura general y radial muy elevada: conocimientos de geografía, de propagación de ondas de radio, de antenas, de idiomas, de tecnología, entre otras tantas facetas imprescindibles para llegar lejos en el arte del DX. Sin embargo el consejo es que no se agobie ni se desanime, con el paso de los meses de práctica, de   estudio y de experimentación se percatará que en tiempo breve los resultados le irán dando de golpe en el rostro, cuando las tarjetas QSL comiencen a llegar, primero de una en una, para con el paso de los meses, llenar nuestras gavetas hasta verlas desbordarse.

Por otra parte no solamente con grandes conocimientos se llega a ser un buen dxsista. Una Ley importante del DX indica que para que podamos contactar una estación que se encuentre muy distante en la geografía o que sea extremadamente rara el paso número 1 es “escucharla”, para que posteriormente ella pueda escucharnos a nosotros.

Escuchar es concentrar su atención sobre lo que se oye y comprender el contenido del mensaje que se trasmite. Cuando usted logra escuchar una estación lejana tiene asegurado el 90% del éxito en el contacto.

Por lo general en el mensaje que trasmite una estación Dx puede advertirse –de forma muy sintética y a veces codificada-, información referida con: el nombre del operador, el lugar desde donde trasmite, el distintivo de llamada y el reporte de señal. Hace unos años era común que también se precisara a dónde dirigir las tarjetas de confirmación, pero en la actualidad las bases de datos asentadas en los sitios Web especializados ya recogen la información de contacto de la inmensa mayoría de los radioaficionados del mundo.

La práctica diaria le permite extraer al dxsista la información contenida en el mensaje, que en muchas ocasiones, está deformada por múltiples reflexiones de la onda en la ionosfera, que sube y baja según el fading (QSB).

Para finalizar le dejo con algunos consejos que pudieran resultarle útiles si desea probar suerte con la actividad del DX.

1)- Escuche la información valiosa que proporcionan las redes de DX, los boletines que se emiten sistemáticamente y trate de acceder a los sistemas informáticos de DX-clúster. Estas herramientas le pueden allanar el camino para encontrar –en menos tiempo- la frecuencia y el momento en que trasmite la estación que busca.

2)- Muestre siempre mucho cuidado al hacer su llamado. Tome todo el tiempo que necesite para escuchar con atención la lógica que se sigue y las características de la estación que quiere contactar. Puede ir tomando por adelantado algunos datos, ya sea porque los adquiere de la comunicación con otras estaciones o porque los busca previamente en Internet.

3)- Si es usted quien inicia un llamado debe tener mucho cuidado en corroborar que la frecuencia en que desea hacerlo no esté ocupada. El hecho de que usted no escuche no significa que esa frecuencia no esté siendo utilizada. Siempre deberá preguntar antes de iniciar un llamado, y sobre todo, debe expresar mucho respeto por una frecuencia que esté siendo empleada por otros colegas.

4)- Ponga mucha atención en reconocer si la estación de DX está trabajando con desplazamiento entre la transmisión y la recepción (split), nunca se deberá llamar sobre su frecuencia de transmisión. En estas condiciones él no le escuchará, y Ud. –sin proponérselo- estará interfiriendo a las demás estaciones en frecuencia. Esta es una falta muy común que cometen los principiantes y crea serios problemas en los pile-ups.

5)- Si tiene alguna duda sobre la veracidad del contacto realizado porque la propagación sea muy mala, porque el nivel de ruido sea alto (QRN) o simplemente porque piense que le ha traicionado su sentido de la precepción auditiva (percepción subjetiva), Entonces no se arriesgue a considerarlo como válido. Inténtelo de nuevo, ahora o en otra ocasión.

6)- Desarrolle las habilidades de escucha de la misma manera en que se aprende la música o un idioma extranjero: un poco cada día. Copie señales más débiles con más interferencia. Use todos los controles de su equipo para separar la información del ruido. La selectividad del cerebro para discriminar sonidos suele perderse con el tiempo si no se ejercita sistemáticamente.

7)- Las dificultades para entender los mensajes emitidos en idiomas diferentes al nuestro pueden ser solventadas con estudio y paciencia, aunque le recomendamos que si su dificultad con el inglés es muy profunda, puede emplear la telegrafía o puede apoyarse en la utilización del código Q. Bien importante para las trasmisiones realizadas por usted en fonía es pronunciar despacio y con la mejor dicción que le sea posible, no renunciar y repetir tantas veces hasta que se nos comprenda y por ninguna razón mutilar nuestro distintivo de llamada. Recuerde que la misma dificultad que usted experimenta para comprender, puede que sea la de su interlocutor.

8)- No se muestre impaciente si no escucha la estación que desea o necesita. Mueva siempre muy despacio los botones de sintonía de su equipo. Recuerde que el gran enigma no resuelto de la actividad del DX está en que lo verdaderamente valioso y motivador solo se halla en el descubrimiento por una escucha prolongada y no en los boletines ni en los programas informáticos.

Pretendemos que con estas modestas consideraciones usted que se inicia en los caminos del DX pueda transitarlos exitosamente. Si algo hemos podido lograr nos sentimos de antemano muy felices. Ojalá que pronto podamos encontrarnos en las bandas. 73 DX y hasta pronto.

Identificación por Radiofrecuencia. RFID

rfid22Por: Ing. Arnaldo Gonzalo Lorenzo Pardo (CM6YX).

Cuando se habla de ondas de radio y su empleo en la vida cotidiana, siempre pensamos en las comunicaciones. Ya sea en una banda u otra, nos viene a la mente el conocidísimo esquema en que se modula una señal que se trasmite a un extremo distante donde es detectada por un receptor y alguien que observa o escucha la información recibida.

Pero las ondas de radio no siempre se utilizan de la misma forma. Aunque casi siempre son portadoras de una información, no es la comunicación directa entre las personas el único uso que se les puede dar.

Desde hace varios años una nueva raza de pequeños dispositivos electrónicos ha comenzado a “invadir” la vida moderna. Basados en el empleo de señales de radiofrecuencia y teniendo como principal aliado a la microelectrónica, los dispositivos de identificación electrónica por radiofrecuencia (RFID) sobrepasaron hace rato los entornos industriales y los laboratorios, para lanzarse a la conquista de la vida social y doméstica de este siglo XXI.

El sistema de identificación por radiofrecuencia RFID (Radio Frequency identification ) tiene la función de señalizar y brindar información referente al objeto o persona que lo porta. Está formado por las etiquetas o tags RFID, que no es otra cosa que un microchip con una antena de radio que realiza la función de transponder, esta etiqueta se adjunta a un objeto cualquiera que se quiera identificar y se pueden grabar en ese microchip hasta 2 Kilobytes de información. El otro elemento del sistema es el dispositivo lector, que se encarga de leer la información almacenada en la etiqueta, esa lectura se hace a distancia y sin necesidad de contacto, ni siquiera visual, con el objeto portador de la etiqueta.

applikat

transponder1

Los orígenes.

El origen de los RFID está relacionado con la guerra. En los días de la II Guerra Mundial los radares permitían detectar la presencia de aviones a kilómetros de distancia pero no podían identificarlos. El ejército alemán descubrió que si los pilotos balanceaban sus aviones al volver a la base cambiaría la señal de radio reflejada en el radar, esto les permitió en un inicio distinguir los aviones alemanes de los demás y se convirtió en el primer dispositivo RFID pasivo de la historia.

Ya en 1940 se produjeron los primeros dispositivos de identificación (IFF), desarrollados en Alemania para identificar electrónicamente los aviones de combate. Estos trabajaban en las frecuencias de 125 MHz (Radar Freya) y 550-580MHz (Radar Würzburg). Aquellos señores, que pensando en la guerra inventaron tantas cosas, habían creado los cimientos de una tecnología que ahora, después de 76 años, está en la vanguardia de la automatización en todos los frentes.

En los años posteriores a la guerra se continuó perfeccionando los sistemas de radar y la posibilidad de identificar objetos a distancia, muchos científicos de los países más avanzados han investigado durante más de medio siglo para llegar a lo que existe hoy.

Aplicaciones de los RFID.

La aplicación de estos sistemas es muy amplia, se utilizan en una gran variedad de entornos y el hecho de no necesitar contacto directo con un lector o dispositivo les otorgan una gran flexibilidad.

Se aplican ampliamente en controles de acceso, marcado de animales, inmovilizadores de vehículos, puertas que se abren automáticamente según el nivel de acceso de la persona. En los almacenes y supermercados se utiliza para efectuar inventarios automáticos en tiempo real, sistemas antirrobos, facturación automática, seguimiento de productos. En el entorno industrial se emplean en los controles de calidad, guiado de robots, sistemas de seguridad y monitoreo de la producción.

Después de los sucesos del 11 de septiembre de 2001, el pasaporte norteamericano tiene asociadas etiquetas RFID, algo que ha generado algunas polémicas porque atenta contra la privacidad del individuo.

Funcionamiento

El sistema RFID tiene un funcionamiento muy parecido al radar. Cuenta con un dispositivo interrogador/lector, que emite energía de radiofrecuencia. Esa energía electromagnética genera una corriente en la bobina de recepción del dispositivo, esa señal se rectifica y de esta manera se alimenta el circuito. Cuando el voltaje de alimentación llega a ser suficiente el circuito transmite sus datos. El interrogador detecta entonces los datos como una perturbación del nivel de señal.

reader2

Las frecuencias en que operan están en distintas bandas. Las de baja frecuencia (LF) trabajan de124 a 135KHz, las de alta frecuencia (HF) en 13.56MHz, las de UHF de 860 a 960 MHz y también en la gama de las microondas en 2.45GHz y 5.8 GHz, la frecuencia de trabajo se escoge en dependencia de la aplicación y el entorno donde se quiera utilizar.

La señal recibida por el interrogador desde la tarjeta está a -60dB por debajo del nivel de la portadora de transmisión, el rango de lectura puede estar desde algunas decenas de centímetros hasta varios metros.

 

Normalmente utilizan modulación en amplitud con codificación tipo Manchester, pero con el objetivo de lograr mayor inmunidad al ruido y mayor seguridad se les han incorporado nuevos protocolos y técnicas de encriptado. La mayoría de estos sistemas cuenta con una memoria EEPROM donde se almacenan los datos. Una parte de la información viene grabada de fábrica y otros datos los incorpora el usuario.

Los algoritmos de lectura son bastante complejos, ya que tienen que permitir leer varios dispositivos que transmitan a la vez y organizar los datos. Toda esa información después se procesa en ordenadores.

Las etiquetas se clasifican en tres grupos de acuerdo a la manera en que obtienen la energía que las hace funcionar. Pueden ser pasivas si no tienen fuente de alimentación propia, semi-pasivas si utilizan alguna pequeña batería y activas si tienen su propia fuente de alimentación.

rfidpasivasEtiquetas (o Tags) RFID pasivas.

Las etiquetas RFID pasivas no tienen fuente de alimentación, ellas funcionan con la energía de radiofrecuencia que les llega desde el interrogador. Cuando son irradiadas en su frecuencia de trabajo, se induce una corriente en una pequeña bobina que tiene la etiqueta, esa corriente se rectifica y se utiliza para hacer funcionar el microchip, este envía entonces al interrogador los datos que tiene almacenados. Las etiquetas pasivas se caracterizan por su bajo costo y su pequeño tamaño, existen RFID pasivas con tamaños de 0.4mm X 0.4mm y más delgadas que una hoja de papel.

La forma de la etiqueta está en dependencia del uso que vaya a tener, usualmente se montan sobre una pegatina o pequeña tarjeta.

Etiquetas semi-pasivas.

Estas son similares a la anterior, pero incluyen una pequeña batería que se encarga de alimentar el microchip. Al no tener que capturar la energía de la señal entrante pueden tener antenas más elaboradas para emitir su respuesta. Su tamaño es mayor que las pasivas y también su costo.

rfidactivas

Etiquetas activas.

Estas tienen un circuito más elaborado, incluyen su propia fuente de alimentación y tiene un mayor rango de uso. Sus frecuencias de trabajo están en 455MHz, 2.45GHz y 5.8GHz, además, las distancias a las que pueden ser leídas superan los 100 metros. En estas se dispone de una memoria adicional que permite almacenar mayor cantidad de información. Su tamaño es un poco mayor, aunque no mucho más que una moneda.

Un caso particular. El microchip MCRF455.

Este chip tiene una memoria EEPROM de 1024 bits en la que se permite la lectura y escritura de datos. Esa capacidad de memoria de 1024 bits está distribuida en 32 bloques. Los tres primeros bloques (48 bits) vienen de fábrica programados con el número de serie del circuito, otros 48 bits se utilizan para personalizar la tarjeta y los restantes 928 bits son para escritura y lectura de datos. Estos bloques de memoria pueden protegerse contra escritura, cuando los datos que almacenan no van a cambiar.

MCRF455

La velocidad de transferencia de datos es de 70 Kbits en modo asíncrono, utiliza codificación Manchester con control de CRC. Estos dispositivos necesitan para funcionar un circuito resonante LC compuesto por una bobina y un condensador, ese condensador viene integrado dentro del chip aunque en algunas versiones se puede poner externo. Cuando el circuito está dentro del campo de radiofrecuencia del interrogador, se produce un voltaje en el circuito LC, este voltaje se rectifica y alimenta así los circuitos internos del dispositivo.

El chip envía los datos al interrogador conectando y desconectando el condensador interno entre los terminales Vss y Ant que pone en resonancia o no el circuito LC. Si el circuito está en resonancia con la frecuencia de transmisión del interrogador, se produce un voltaje mucho mayor que si no hay resonancia.

Si el transponder está en resonancia (estado cloaking), una parte de la señal enviada por el interrogador, y que se induce en el circuito LC, vuelve al propio interrogador produciendo una pequeña señal que se puede detectar. Cuando el circuito LC está fuera de resonancia (estado uncloaking) el interrogador no ve el dispositivo, es como si desapareciera de su radio de acción.

Este proceso de conectar y desconectar un condensador para que el circuito esté o no en resonancia, produce una señal modulada en amplitud en la antena del interrogador. De esta manera podemos recibir los datos enviados por la tarjeta. Este tipo de comunicación recibe el nombre de “backscatter” que pudiera traducirse como “retrodifusión”, se asemeja mucho al principio del radar.

Para comunicarse con la tarjeta, el interrogador envía primero una señal de referencia de tiempo seguido de comandos y de los datos de escritura. El sistema anticolisión utiliza algoritmos de multiplexado por división de tiempo. Cada dispositivo se comunica dentro de un intervalo de tiempo diferente. Incluye también métodos de verificación de la integridad de los datos, de tal forma que no escriben datos en memoria si no comprueba que éstos son coherentes con el control CRC recibido.

En la actualidad.

Las RFID se utilizan para muchas funciones, desde el rastreo de ganado y de mascotas hasta la activación de equipo en pozos petrolíferos. Las aplicaciones más comunes son los sistemas de control de acceso y el seguimiento de los activos. De manera creciente empresas dedicadas a los rubros de comercialización, vestimenta, aeroespacial, defensa, manufactura, productos empaquetados de consumo y farmacéuticos están viendo cómo usar la RFID para hacer el seguimiento de sus productos en las cadenas de suministro.

reader3

pasiva2

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Lector RFID conectado por USB                 Etiquetas pasivas

 

Las tarjetas identificadoras por radiofrecuencia han ido sustituyendo a los tradicionales códigos de barras en muchas aplicaciones. El código de barras sólo almacena los datos del fabricante y el producto de manera genérica, además tiene que existir alguien que coloque el código de barras delante del escáner. La RFID puede almacenar más información específica de un producto, como la fecha de vencimiento por poner un ejemplo y permite leer los datos de todo un lote de artículos en fracciones de segundos. Además que individualiza y puede detectar fácilmente productos cuya fecha de vencimiento ha expirado. Muchos deben haberlas visto, sobre todo en ropa de marca, un pequeño rectángulo recubierto de plástico en muchos casos y en otros similar a un botón adjunto a la etiqueta, esas son RFID pasivas.

cubagas (Small)En el mercado cubano se emplea también esta técnica en sistemas antirrobo en tiendas y almacenes. También se ha introducido con éxito el uso de las etiquetas RFID para el control de las “balitas” de gas licuado, éstas tienen adjunta una etiqueta pasiva muy resistente que tiene una vida útil de 20 años y permite registrar el número de serie, la fecha de última venta y otros datos.

 

 

La vida doméstica tampoco escapa a esta tecnología. Las alfombras con zonas marcadas de esta manera para guiar a los robots de limpieza en grandes salones y hoteles, los sistemas Robotic Cookware, el marcado de las mascotas, la señalización y alarmas para niños pequeños. Hoy se debate en el mundo sobre los microchips RFID implantados en el cuerpo humano, que contienen información relacionada con registros médicos e identidad, eso ha generado conflictos en el terreno de la ética y la religión. Son estos unos pocos ejemplos de lo que puede lograr una tecnología que sólo parece estar limitada por la imaginación humana.

implante

implante2

 

 

 

 

 

 

 

 

Las RFID sólo son parte de un todo, de ese todo que hoy llamamos “desarrollo tecnológico” y que avanza por días reduciendo a microsegundos lo que antes tomaba meses, en una carrera con velocidad creciente hacia la automatización y dándole un papel cada vez más protagónico a las máquinas en nuestras vidas.

¿Se convertirá el mundo en un entorno totalmente automatizado? ¿Se convertirán en reportaje las más audaces distopías del siglo XX?

Esas respuestas no las sabemos, lo que sí parece ser cierto es que en el futuro habrá bastante RF alrededor de los humanos. Ojalá todo sea para bien.